Ordenamiento e Infraestructura y cifras de Censales 2017 en la Conurbación

Ordenamiento e Infraestructura y cifras de Censales 2017 en la Conurbación

El domingo 14 de enero se publicó en la sección Reportajes del diario El Día, el crecimiento explosivo de habitantes de las comunas de La Serena y Coquimbo, que según el Censo Nacional del 19 de Abril de 2017, representan el 57% de la Región Coquimbo. Con la reciente información censal y la realidad estival, se presentan nuevas aristas para el Ordenamiento e Infraestructura en la Conurbación. Para caracterizar desafíos de Ordenamiento e Infraestructura inmediatos de la Conurbación La Serena- Coquimbo, se adjuntan las entrevistas realizados a especialistas sectoriales consultados en el artículo respectivo en relación con cifras censales de población e infraestructura.

Por su parte Raúl Vergara, presidente del Zonal Coquimbo del Colegio de Ingenieros de Chile, quien es también preside un Consejo Consultivo Ciudadano creado por el Ministerio de Obras Públicas, señaló que especialmente la conurbación La Serena-Coquimbo presenta desafíos en infraestructura vial, pero además en seguridad del abastecimiento de agua potable y a obsolescencia de las redes eléctricas residenciales de la zona histórica y típicas de ambas ciudades. No obstante, las calles se han ampliado, pero el parque automotriz aumenta considerablemente y tal vez nuestros planos reguladores fueron muy bien pensados en la década del 50 o 60, pero ahora es otra realidad.

En cuanto a la conexión específica entre la Serena y Coquimbo, manifiesta que existen proyectos como el que está buscando desarrollar el MOP que plantea terceras pistas y un paso a nivel en Francisco de Aguirre, considerando que, según estudios, es uno de los puntos más conflictivos a nivel de congestión. Va a ayudar bastante, pero todavía falta más vialidad urbana, cree.

El profesional va mucho más allá y cuenta que junto a un grupo de ingenieros han pensado en una solución mucho más radical en ese sentido, que involucra una vía lateral de tránsito norte-sur a la altura de Tongoy, pasando por el sector Barrancas, llegando a Tambillos y proyectándose por detrás de la Cárcel de Huachalalume hacia el Norte.

Hay estudios que dicen que eso es muy optimista y como los recursos son escasos se han hecho otras cosas. Pero falta un poco más de voluntad política y mejorar los estudios de factibilidad técnica, recalcó.

Ver noticia completa